Felicidad sociable

5 marzo, 2020 | Apuntes, Libros, Reflexiones, Vivencias | No hay comentarios

0 Flares Filament.io 0 Flares ×

…descubrimos que la felicidad guarda relación con el modo en que algunas cosas se convierten en bienes aún antes de que tengamos la fortuna de encontrarnos con ellas. Dirigirse hacia las cosas buenas es marchar en la dirección correcta. Y por ende es importante compartir esta dirección con otras personas. El club de fans o los grupos de hobbies hacen explícito lo que está implícito en la vida social; que tienden a gustarnos aquellas personas a las que les gustan las cosas que nos gustan. Es por ello que el vínculo social siempre está ligado a los sentimientos. Si nos hacen felices los mismos objetos -o si investimos los mismos objetos con esa supuesta capacidad-, nos dirigimos o nos orientamos en un mismo sentido.

Ser afectado de buen modo por objetos de antemano evaluados como buenos es una forma de pertenecer a una comunidad afectiva. Considerar a los mismos objetos como causa de felicidad nos alinea con otros.

Sara Ahmed, en la “Promesa de la felicidad”.

Cuán cierta que es la frase de Sara Ahmed, y cuán relajante me resulta saber que los afectos que una tiene con los objetos no es por locura, sino porque mediante ellos se pueden compartir sentimientos con otras personas.

Quienes tenemos hobbies sabemos que encontrar el lugar donde se vende el mejor pegamento para las alas de los aviones en escala, o la mercería con los hilos franceses a buen precio, o la librería con los libros de esos hobbies, es como que te pasaran la dirección del paraíso justo cuando acababas de llenar el tanque de gasoil y estabas listo para la aventura.

Si además el aprecio por esos objetos, insignificantes para muchos, son compartidos por personas que desde el primer momento que las conoces te empiezan a caer bien, es que has encontrado parte de la felicidad.

La magia que se comparte con los compañeros de arte textil, de hobbies, de viajes, es intransferible; ya que no pueden explicarse los gozos que nos recorren el cuerpo y la mente cuando compartimos experiencias vinculadas a objetos que adquieren un valor sentimental que no tienen en su esencia, sino que lo adquieren cuando nos relacionamos con otros.

De allí que la Felicidad Sociable deba ser un norte en nuestra vida cotidiana, de manera separada de nuestras obligaciones laborales. Encontrar la felicidad en la reunión con otros para compartir objetos preciados cuyo valor solamente se encuentra en su historia, en su origen o en su camino hasta nuestras manos, eso, es la Felicidad Sociable.

BICHA de CLAUDELINA

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Filament.io 0 Flares ×

,

About Author

about author

Osobicha

Hola soy Bicha, de Espacio Claudelina, el blog de tejido, crochet y patchwork; y de Reflexiones de Claudelina y Pitoco, un blog de escritura para divertirte y reflexionar. Pasá, disfrutá de la lectura, paseá conmigo a través de la escritura, observá las imágenes que se describen, comentá las emociones que te despierta ese panorama, compartilo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.